Archivo mensual: enero 2011

¡Conoce el sexo de tu bebé en la PRIMERA ecografía!

Cada día salen cosas nuevas. Determinar el sexo quizás no sea algo muy importante (aunque en ocasiones si), pero hace nucha ilusión Publicado el 24/01/2011 por uterosdeguerrilla

Original Know The sex of your baby at the FIRST ultrasound escrito en The Stir
por Christie Haskell
traducido por Ana I. Chinchilla

Averiguar el sexo del bebé es uno de los grandes acontecimientos que las familias esperan durante el embarazo, tanto si tienen alguna preferencia al respecto como si no.

En EEUU, en la mayoría de los embarazos normales atendidos por un ginecólogo se realizan dos ecografías: una al final del primer trimestre, entre las semanas 9 y 13, y otra al final del segundo, entre la 18 y la 22, y esta última suele ser  frecuentemente la ecografía en la que se mira el sexo.

Pero, ¿y si se pudiera averiguar el sexo en la primera ecografía y NO porque se vean ya los genitales del bebé? ¡Un estudio nos asegura que sí se puede y con una precisión del 97%!

Los investigadores de este estudio realizaron una ecografía transvaginal (la simpática sonda que se inserta en la vagina) a las 6 semanas a más de 5.300 mujeres y elaboraron una hipótesis sobre el sexo basándose en un solo indicador. Más tarde se realizó una ecografía abdominal (la de la barriga) a las 18-20 semanas y su método de determinación del sexo tuvo aciertos en un 98-99% de los casos!

Obviamente os estaréis preguntando qué es lo que veían a las 6 semanas de embarazo que les pudiera dar algún dato sobre el sexo del bebé ¿verdad?

¡La placenta!

O más concretamente, la posición de la placenta: el 97,2% de los niños la tenían en el lado derecho del útero en la ecografía de las 6 semanas y el 97,5% de las niñas la tenían en la izquierda. Qué fuerte, ¿verdad? Según su estudio, este método se puede considerar “altamente efectivo” en al determinación del sexo durante las primeras semanas del embarazo.

He observado mis ecografías y las de bastantes amigas, pero no tengo nada de radióloga así que no estoy segura de dónde está la placenta, sobre todo en las imágenes más borrosas. Por lo visto, si tu primera ecografía fue abdominal, la imagen está como en un espejo así que tienes que interpretar los lados al revés.

¡Chicas, sacad vuestras ecografías! ¿Acierta con vosotras?

Anuncios

36 Razones obvias por las que eres capaz de parir de forma natural.

Traducción libre de Jesusa Ricoy Olariaga del texto aparecido en http://mamabirth.blogspot.com/2011/01/36-obvious-reasons-you-are-capable-of.html

36 Razones obvias por las que eres capaz de parir de forma natural.

Últimamente oímos tantas cosas negativas acerca del nacimiento que a veces se nos pierde en la confusión que las mujeres están divinamente diseñadas para parir a sus bebés . Esto es un milagro, pero también es absolutamente normal y una función corporal simple. He aquí algunos recordatorios (sí, muchos de ellos obvios) de la verdad que hemos olvidado acerca de nuestros cuerpos.

Sigue leyendo

Lo difícil es criar a un niño en casa

No podía estar más de acuerdo con Armando y me encanta que además sea un hombre quien lo diga. Volver al trabajo después de tener un hijo, es sin duda duro, pero recuperas esa parte de ti que no es madre, aquella que fuiste y que a veces echas de menos. Quedarte en casa es un placer, un gusto para el bebé y para ti, pero también es una ocupación que ocupa las 24 horas del día y de la que nunca desconectas y ello implica un desgaste y un trabajo emocional constante. Que además no es en absoluto valorada por la sociedad. Desde Bebes y más, Armando nos deleita con este artículo que de seguro a muchas no dejará indiferentes.

criando-en-casa.jpg

Cuando se acaba la baja maternal las familias deben elegir qué hacer con el cuidado de un hijo. La madre puede volver al trabajo y dejar al niño con algún familiar (suelen ser los abuelos), en la guardería o bien puede coger una excedencia y ser ella misma (o el padre) la que cuide de su hijo. En cualquier caso y bajo mi experiencia personal me atrevo a afirmar que, de todas estas opciones, lo difícil es criar a un niño en casa.

Hace unos meses hablamos acerca del dónde es mejor que pasen los niños sus primeros años de vida y concluímos, gracias al estudio de la NICHD, que lo ideal es que estén con su familia y si puede ser con su madre o con su padre, mejor.

Sigue leyendo

Si la teta hablase ¿qué diría?

El Parto es Nuestro es un blog donde acudir para cualquier consulta sobre partos y maternidades. Una asociación que se ha hecho grande y que nos regala este video maravillosa sobre la fuente de alimento de nuestros hijos

AMOR/INSTINTO

de Leslie Power Labbe, el Martes, 28 de diciembre de 2010 a las 15:46

“Yo amo a mi hij@” es una frase común, que es verdad, es real, es parte de nuestro discurso habitual y sólo en pocos casos vemos a padres y/o madres que no aman a sus hij@s, situación muy triste y que claramente tiene consecuencias en el vínculo y en la salud de ese niñ@.

Nos gustaría detenernos a reflexionar acerca de cómo estamos AMANDO A NUESTROS HIJ@S. Si entendemos que el amor es un sentimiento, que simplemente se siente, (me dan ganas de abrazarte, amamantarte, de quererte,  darte besos, cuidarte, educarte, etc.) entonces, dejaremos de lado las explicaciones biofisiológicas del fenómeno del amor para quedarnos con que el amor que sentimos por nuestros hij@s es instintivo, es decir, instintivamente nos nace amar a nuestras crías, ya que como bien está demostrado, la mujer nace dotada genéticamente para ofrecer cuidados (cuidados que incluyen lactancia) y amor . Por lo tanto, estamos biológicamente listas para ofrecer el mejor amparo posible a nuestros niñ@s. Amamos porque amamos no porque es bueno y por lo tanto “debo”.

Sigue leyendo

El puerperio (Laura Gutman)

Pues no, el puerperio no se limita a cuarenta dias, no, no son cuarenta dias, ya podeis respirar tranquilas, no os está pasando nada raro.  Laura Gutman lo fija en dos años, puede que algunas hayais vivido puerperios incluso más largos.  Este artículo está tomado de la página de Laura Gutman

Vamos a considerar el puerperio como el período transitado entre el nacimiento del bebé y los dos primeros años, aunque emocionalmente haya una progresión evidente entre el caos de los primeros días -en medio de un llanto desesperado- y la capacidad de salir al mundo con un bebé a cuestas.

Sigue leyendo

¿Poner al niño a dormir? Carlos González