El Vall d’Hebron descubre cómo bloquear las metástasis de un cáncer infantil

Una buena noticia para muchos papás, desde La Vanguardia.

Cada año se detectan entre 80 y 90 nuevos casos de rabdomiosarcoma entre niños

Salud | 14/03/2011 – 17:18h

Barcelona (Efe).- El laboratorio de Investigación Traslacional en cáncer pediátrico del Vall d’Hebron Instituto de Investigación (VHIR) ha identificado la implicación de una vía de señalización, vía Notch, en el bloqueo de las metástasis del rabdomiosarcoma, un cáncer infantil de tejidos blandos.

Este descubrimiento permitirá aplicar un tratamiento para bloquear el desarrollo de metástasis, según se desprende de un estudio que publica la revista Clinical Cancer Research, ha informado el centro en un comunicado.

Para la doctora Soledad Gallego, responsable de este estudio, “conocer la vía de señalización celular responsable de la agresividad de los rabdomiosarcoma es un gran paso y permitirá identificar qué tumores tendrán más capacidad para invadir tejidos cercanos y para hacer metástasis a distancia” y “permitirá aplicar un tratamiento adicional para bloquear el desarrollo de metástasis”.

La vía de señalización Notch desempeña un papel clave en la proliferación celular, el crecimiento, la diferenciación y la apoptosis o suicidio de las células, y esta vía tiene una especial implicación en la resistencia a la apoptosis en células tumorales y también controla el mapa de ruta que utilizarán las células para decidir migrar hacia un destino u otro.

La sobreexpresión de componentes de esta vía están implicados en diversos tipos de tumores y su capacidad migratoria y, por tanto, la agresividad que los caracteriza. Este trabajo del VHIR abre nuevas posibilidades de tratamiento, tanto para investigadores y clínicos como para padres y niños afectados, y las implicaciones terapéuticas de este hallazgo son claras y potencialmente inmediatas, ya que existe terapia para bloquear la vía Notch.

El cáncer infantil afecta a unos 900 niños cada año en España, y el 8% de los tumores detectados, entre 80 y 90 anuales, son un rabdomiosarcoma, unos tumores malignos que pueden aparecer en extremidades, cabeza y cuello, nariz, orejas, y que según su localización y subtipo son más o menos agresivos y con más capacidad invasora, destructora o de metástasis.

Las mismas fuentes han destacado que en los casos más favorables puede tener una tasa de curación de un 80-90%. Pero, si la enfermedad está en fase avanzada o se presenta con metástasis, el pronóstico es mucho más desfavorable. La investigación en cáncer pediátrico del VHIR tiene como objetivo buscar tratamientos altamente efectivos para el casi millar de niños a los que, anualmente en España, se les diagnostica un cáncer.

La investigación traslacional en este campo ha generado grandes avances y este último hallazgo puede permitir incorporar un nuevo diseño terapéutico en la quimioterapia estándar. Aunque en el cáncer infantil ha habido un notable aumento de la supervivencia durante los últimos 15 años, un 20% de los niños con cáncer no se curan.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s