Lactancia Materna Nocturna y Colecho

Colechar y lactancia materna son sin duda aliados, y la forma más cómoda de pasar las noches con un bebé. Louma desde Amor Maternal ha escrito este artículo que nos adentra en estas opciones maternales.

¿Por qué despiertan los niños de noche?
La sabia naturaleza ha diseñado a la mujer de tal manera que al devenir madre, se despierte por la noche, aunque no del todo, para responder a las necesidades nocturnas de sus bebés. Como comenta Carlos González, los bebés despiertan de noche porque así lo ideó la evolución de nuestra especie. El ser humano primitivo debía dormir en grupo para mantener la temperatura corporal y estar protegido ante posibles depredadores. Otra razón por la cual despiertan los niños de noche, puede ser por sed, o hambre, o simple necesidad de compañía y seguridad. Al ser la leche materna muy digesta, el bebé puede volver a sentir hambre incluso antes de pasados 45 minutos después de una toma.

¿Por qué dar el pecho de noche?

Contrario a lo que nos muestran el cine y la publicidad, lo que no es normal es que un bebé duerma toda la noche. Aunado a esto, existen estudios que demuestran que las madres que amamantan y colechan con sus hijos descansan mejor por las noches. Tienen menor número de despertares nocturnos, no acaban de despertarse, porque simplemente acomodan al bebé, y se abren la piyama para amamantar, en caso de un “verdadero” despertar, es más fácil volver a conciliar el sueño juntos, dando el pecho. El colecho y la lactancia nocturna no sólo sacian el hambre o la sed del pequeño, sino que le dan seguridad, la seguridad de que mamá siempre está allí y que responde a sus necesidades. También es bastante agradable para mamá, porque la secreción de oxitocina relaja, produce un estado de ánimo placentero y la ayuda a quedarse dormida ya sea al inicio de la noche, o en las tomas de madrugada.

¿Qué ocurre con los métodos conductistas para enseñar a dormir?

Lo contrario ocurre en las familias que entrenan a sus hijos con métodos conductistas estilo Ferber-Estivill, ya que lo que aprende el pequeño es todo lo contrario: que mamá no responde, que haga lo que haga mamá no vendrá, no lo calmará, no lo tomará en brazos, no le dará el pecho, no cubrirá sus necesidades, y se rinde. Esta es una forma de violencia, como hemos comentado otras veces, que a mi parecer, además de producir daños a nivel psicológico, emocional y neurológico en el niño, debe producir también en la madre profundos sentimientos de culpa y tristeza al obligar de esa manera a su hijo a dormir sin ella, a actuar (ambos) en contra de sus instintos, a desoír lo que le dictan el cuerpo (porque seguramente al oír a su hijo llamarla por las noches, sus pechos gotean), y el corazón.

¿Qué otras ventajas ofrece el colecho?

Otro beneficio del dúo colecho-lactancia nocturna es la prevención del Síndrome de Muerte Súbita del Lactante. Se ha determinado que la tasa de SMSL es menor en niños amamantados, sobre todo si colechan con sus madres. Al despertar de noche, atendemos al bebé, acomodamos sus sabanitas (si es que no las patea enseguida) y lo giramos en una posición ideal para amamantarlo. Al estar cerca del cuerpo de mamá, el bebé mantiene una mejor temperatura corporal, un mejor ritmo respiratorio y cardíaco, tal como se comenta en el método canguro.

¿Y cómo afecta la lactancia materna nocturna en cuanto al suplido de leche?

La importancia del colecho y de la lactancia materna de noche radica también en el estímulo que recibe el pecho materno para producir la cantidad de leche que necesita nuestro pequeño. Recordemos que el pecho funciona por oferta y demanda, saltarnos una toma significa que el pecho “tomará nota” de que el bebé no necesita amamantar a esa hora y por ende al día siguiente alrededor de esa hora nos notaremos el pecho menos lleno, y bajará gradualmente la producción de leche. La hormona responsable de la producción de leche en las glándulas mamarias es la prolactina, cuyos niveles son significativamente más altos en la madrugada, aproximadamente de 2 a 6 am, por lo cual las tomas de esas horas ayudan al pecho a producir el suplido justo necesario para el día siguiente.

¿Cómo afecta la lactancia materna nocturna a la salud bucal?

Aunque trataré más extensamente este tema en el Taller de Salud Bucal para toda la Familia, quiero comentarles algunas generalidades. Si el niño tiene necesidad de amamantar por la noche, esto siempre será mejor que substituir la toma con un biberón de fórmula. Por varias razones, por un lado, todos conocemos los problemas que trae consigo la ingesta de fórmulas artificiales por parte de los lactantes, aunado a esto, la formulación de ellas es más cariogénica de lo que es la leche materna.
Por otra parte, la forma en la cual se mama el pecho es diferente a la que se adopta al succionar de un biberón, el pecho, al ser blando, se adapta a la forma de la boca del pequeño y se estira, permitiendo que la leche gotee, o chorree en el fondo de la cavidad bucal, estimulando el reflejo de deglución. Lo contrario sucede con el biberón, la leche sale pasivamente de la tetina, con un mínimo esfuerzo, aunque el niño ya no esté mamando y baña los dientes, lo cual conjuntamente con una higiene bucal deficiente en el lactante, aumenta considerablemente su propensión a la caries dental.
En conclusión, el dúo colecho-lactancia materna ofrece muchas ventajas, tanto para el niño, como para la madre, y junto con unas precauciones de seguridad y el cumplimiento de medidas higiénicas bucales adecuadas es altamente recomendable🙂
¿Y ustedes? ¿Colechan, dan el pecho a demanda (obviamente) incluso de noche? ¿Cuánto les ha facilitado la vida y el descanso?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s